La transformación rojinegra: del equipo de las frustraciones, al campeón que busca repetir con Diego Cocca

El arranque de la era Diego Cocca tuvo sus tropiezos iniciales, pero el respaldo de la directiva y la confianza del argentino rindieron frutos con un campeonato

Diego Cocca busca el bicampeonato en el Clausura 2022. (FOTO: mediotiempo)

Juan Manuel Figueroa y Mediotiempo

Su primer semestre en la banca rojinegra fue un auténtico suplicio, pero de a poco, Diego Martín Cocca le fue cambiando la cara al Atlas hasta lograr el título de Liga del 2021, aunque para llegar a ese punto el argentino echó mano de su rebeldía para no sucumbir ante la inercia perdedora del club.

El técnico de los Zorros cambió no solamente la mentalidad de los jugadores, cuerpo técnico, directiva y staff, también de los aficionados, que pasaron del “Fuera Cocca” al canto “¡Que de la mano de Diego Cocca, la vuelta vamos a dar!”, pero aceptó que lograr esto no fue fácil.

¡América sigue de racha! Con gol de Cáceres le igualaron al Puebla en la Ida de Cuartos

¿Cómo era el Atlas cuando llegó Cocca?

Sí costó muchísimo y no nada más a los jugadores, es todo un contexto, es un staff, se cambiaron utileros, masajistas, médicos, nutriólogos, kinesiólogos; incorporamos más gente y nosotros, como cuerpo técnico, nuestro trabajo es direccionar, identificar para dónde vamos, qué característica va a tener el equipo, qué mentalidad y enfocarnos todos en el correr del camino”, declaró Cocca en entrevista con mediotiempo.

“Fue duro, muy difícil sobre todo al principio, porque no acompañaban los resultados, pero sabíamos que era cuestión de tiempo; de a poco se fue dando, creciendo, y se logró el campeonato. Ahora, a seguir reafirmando esto que cada día es más difícil de sostener”.

Cocca y el cambio de mentalidad

El exdefensa llegó a la dirección técnica de los Zorros para el 2020, lo hizo en plena pandemia y en sus primeros 12 juegos ganó solamente tres, pero no desistió; para el 2021 llegaron los primeros frutos, la Liguilla y la eliminación en los Cuartos de Final ante Puebla; para este torneo, Diego ya buscaba refuerzos con mentalidad ganadora.

Lo más difícil es cambiar una mentalidad, y eso lleva tiempo, se habla, pero por sobre todas las cosas se hace, y se predica con el ejemplo; nosotros, como cuerpo técnico éramos los primeros en llegar y los últimos en irnos, demostrar día a día con trabajo, con capacidad, convicción, dándole confianza, hablando, sacándoles las dudas, sacándoles esta frustración que ellos decían que sentían con trabajo”, añadió el entrenador.

“No conozco otra manera; horas y horas de trabajo en el club, no solo con jugadores, con staff, médicos, kinesiólogos, para que estemos todos alineados en esta mentalidad que queríamos darle a la institución y muy orgulloso de lo que se logró, y por el camino por el que estamos transitando”.

En ese primer torneo del 2021 llegó gente como Julio Furch con la intención de cambiar todo; para el segundo semestre Atlas se reforzó con Julián Quiñones como la principal figura, ambos claves en conseguir el título en diciembre.

“Sin duda que todos tuvieron muchas dudas y frustración, y la frustración está asociada a bajar los brazos, a no pelear, justamente predicábamos lo contrario: pelear, no bajar los brazos, seguir para adelante; hubo muchos cambios, jugadores que no se adaptaron y tuvieron que seguir su camino por otro lado. Esto es duro, difícil, pero siempre tuvimos las cosas bien claras y le transmitimos a la directiva y staff para dónde queríamos ir”.

El Atlas campeón después de 70 años

En el Apertura 2021 llegó el título, un gran torneo que puso al Atlas en segundo lugar general, ganándose a todos, y de ahí la afición se le entregó a Cocca, algo similar lo que le sucedió en el 2014 con Racing Club de Argentina, cuadro que rompió también una sequía sin campeonato.

“Me pasó en varios clubes, también en Defensa y Justicia, donde invitamos a la gente a creer; primero a los que trabajan con uno en el día a día, los jugadores, staff, directiva, y después a la gente. El reconocimiento de la gente es la frutilla del postre y a uno lo pone bien, contento, orgulloso, pero la construcción es el día a día, ahí con los jugadores, y todo se transmite de adentro de la cancha para afuera. Pasamos momentos muy duros, donde la condición no estaba a tope, los resultados no se daban, pero hay que pasar la tormenta y la pasamos juntos”.

Hoy Cocca y Atlas comienzan el rumbo a la búsqueda del bicampeonato, abren la serie de Cuartos de Final contra Chivas; los Zorros, terceros generales, tienen mejor ubicación y son favoritos.

NOTAS MÁS VISTAS