La fractura que le costó un Mundial a Luis Montes, su gran deuda con México

Un soldado al que la Revolución nunca le hizo justicia en Selección, esa es la historia del Chapo Montes, que en 2014 se perdió el Mundial por una terrible lesión.

Luis Montes se rompió la tibia y peroné 15 días antes del Mundial 2014 en un juego México-Ecuador. (Imago7)

Jonathan Collazo

Ignorado durante varios procesos pese a ser uno de los jugadores más talentosos y constantes en la Liga MX, con la más reciente convocatoria del Tata Martino como ejemplo, Luis Montes dijo "no va más" en Selección Mexicana, donde tuvo la más grande oportunidad profesional hace seis años, pero su ímpetu le jugó en contra con una fractura que el día de hoy sigue helando la piel.

Con el anuncio de su retiro del Tricolor, es imposible omitir el momento que le marcó de por vida con la camiseta nacional. El 31 de mayo del 2014, a menos de un mes del debut contra Camerún en Brasil, el Chapito sufrió una de las más escalofriantes lesiones en la historia de la Selección Mexicana, lo que en un segundo le cortó su única opción verdadera de estar en una Copa del Mundo.

El mediocampista estuvo fuera de acción por meses y el sueño de estar en el Mundial se le cortó de tajo, no así a sus entonces inseparables compañeros del León, José Juan Vázquez y Carlos Peña.

"El primer día que me lesiono yo solo quería ver a mi esposa y me desahogué con ella, un día nada más. Y al siguiente día dije: 'Si me pongo a llorar no me voy a curar, pues ya, no pasa nada, lo hecho, hecho está'", dijo en un video publicado por el Club León en 2018.

Historia de Luis Montes con Selección Mexicana

El 17 de abril del 2013 en un partido amistoso ante la Selección de Perú, Luis Montes debutó con la camiseta de la Selección Mexicana. Posteriormente fue convocado por Chepo de la Torre para la Copa Oro 2013, donde el Tri cayó en Semifinales ante Panamá.

Ya con el Piojo Herrera al mando fue llamado para disputar los dos juegos de repechaje ante Nueva Zelanda, serie en la que se ganó el boleto mundialista a finales del 2013.

El Chapo disputó 25 duelos con México, 14 amistosos, 8 en la Copa Oro, 2 de clasificatoria mundialista y uno más en Copa América, con un total de cinco goles.

NOTAS MÁS VISTAS