Mike Tyson revela cómo murió tras consumir veneno de sapo… y después revivió

El histórico boxeador reveló una curiosa faceta de su vida, misma donde estaba envuelto en depresión y el mundod e las drogas.

Mike Tyson confesó que murió por un instante tras probar el veneno de sapo. (Foto: @miketyson)

Editorial Mediotiempo

En las últimas horas en redes sociales corrió un rumor de que Mike Tyson había muerto, hecho que generó un gran revuelo por el peso que tiene dentro del deporte, pero todo fue una confusión debido a una sustancia, conocida como veneno de sapo, que ‘sí lo mató’ pero él revivió. Ahora se explica.

Mike Tyson ha vivido algunas experiencias que lo han golpeado anímicamente y él ha buscado un alivio por diversas vías, siendo las drogas una de ellas aunque al parecer este veneno de sapo lo ayudó a mejorar, pues reveló que le cambió la perspectiva de la vida.

¿Cómo es que Mike Tyson murió y luego revivió?

En una entrevista que Tyson dio a ‘New York Post’, el mítico exboxeador reveló que hace 4 años consumió una sustancia llamada veneno de sapo, que es considerada una droga, y supuestamente lo ayudaría a aliviar sus adicciones y problemas personales.

Mike Tyson la consumió y confesó que en su primer ‘viaje’ murió, quizá no literalmente, pero que sí pudo ver cómo es estar muerto y que en realidad es algo hermoso, más allá de lo que suele decirse.

"Yo me morí durante mi primer viaje. En mis viajes he visto que la muerte es hermosa. Tanto la vida como la muerte tienen que ser bellas, pero la muerte tiene mala reputación. El veneno de sapo me ha enseñado que no voy a estar aquí para siempre. Hay una fecha de vencimiento", dijo Mike Tyson.

Ante esto, el exboxeador confesó que el rival más duro al que ha enfrentado siempre ha sido él, pues en muchas ocasiones sus problemas mentales y con las drogas lo llevaron a un extremo negativo, pero el veneno de sapo lo ayudó a superar todo eso.

"Estaba consumiendo drogas pesadas como la cocaína, así que, ¿por qué no? Es otra dimensión. Antes de probar el veneno de sapo, era un desastre. El oponente más duro al que me he enfrentado era yo mismo. Tenía baja autoestima. Las personas con grandes egos suelen tener baja autoestima. Usamos nuestro ego para subsidiar eso. El sapo despoja al ego", dijo el boxeador.

Mike Tyson es uno de tantos personajes que ha tenido que buscar un refugio en las drogas pero de los pocos que pudo superarlo como era debido, por lo que ahora busca ser la mejor persona posible y trata de hacer siempre lo correcto.


NOTAS MÁS VISTAS