¿Cómo afecta la nube de polvo del Sahara a México?

Es la más grande en 50 años; te contamos de que trata este fenómeno natural.

El cielo, en algunos estados, podrá verse en un tono naranja

Editorial Mediotiempo

La llamada nube de polvo del Sahara es un fenómeno natural que recorre el Mediterráneo, parte de Europa Occidental y se extiende hasta el Caribe, llegando a México, donde afectará principalmente a los estados de Quintana Roo, Yucatán, Campeche y Nuevo León.

Y ésta, aunque ayuda a fertilizar los suelos, es ambientalmente contraproducente, pues arrastra microorganismos contaminantes; otra de sus características es la manera en la que afecta los atardeceres y amaneceres, los cuales podrán ser naranjas o rojizos, debido a la interacción de los rayos solares con las partículas de polvo.

El Servicio de Monitoreo de la Atmósfera de Copernicus (CAMS) informó, en un comunicado, que se prevé que ingrese por la Península de Yucatán, la franja del Golfo de México y estados del noreste, y se espera que llegue el martes 24 de mayo.

El Tri talla baja debuta en la Copa América ante Argentina

¿POR QUÉ OCURRE ESTE FENÓMENO?

El CAMS ahondó en el sentido de que esto ocurre debido a la disponibilidad de fuentes de sedimentos orgánicos y minerales ligeros y secos -presente en casi todos los desiertos del mundo- y las condiciones del viento que provocan su inyección a la tropósfera.

Por lo tanto, pese a ser un suceso reiterativo, la magnitud de su presencia está condicionada al viento y sus patrones, que determinan factores como el tamaño de las partículas o la altura a la que viajará.

LAS CONSECUENCIAS

Aunque el polvo transporta microorganismos, incluidos patógenos, ello no debería ser motivo de alarma, pues los virus y las bacterias en el aire son parte de la atmósfera.

Sin embargo, genera efectos negativos en la calidad del aire y, por consecuencia, en la salud, aumentando las temperaturas y agravando las alergias. También hay evidencia de que causa enfermedades en los arrecifes de coral del Caribe.


NOTAS MÁS VISTAS