Joe Montana y el capricho del destino que lo hizo convertirse en una leyenda de la NFL

Montana presume cuatro anillos de NFL, es considerado uno de los mejores quarterbacks de la historia, y este 11 de junio de 2019 festeja sus 63 'primaveras'
Este es Joe Montana, una leyenda de la FNL. (Foto: Especial)

Editorial Mediotiempo

Un 11 de junio de 1956 nació quien sería una verdadera leyenda del futbol americano. Y 63 años después, Joseph Clifford Montana Jr., mejor conocido como Joe Montana celebra un año más de vida, disfrutando aún la fama que hizo en su carrera profesional: 14 temporadas con los San Francisco 49ers y dos con los Kansas City Chiefs.

Y el destino le tenía preparada tanta grandeza al nacido en New Eagle, Pensilvania, que no importó la fama que lo condenaba por tener un "brazo inservible" y ser elegido además, en la tercera ronda del Draft con 81 selecciones antes que él.

El capricho de aquel destino llevó a Montana a obtener cuatro anillos de Super Bowl: 1981, Super Bowl XVI (San Francisco 26-21 Bengals); 1984, Super Bowl XIX (San Francisco 38-16 Dolphins; 1988, Super Bowl XXIII (San Francisco 20-16 Bengals), y 1989, Super Bowl XXIV (San Francisco 55-10 Denver Broncos).

Oficialmente Montana comenzó a jugar futbol americano a los nueve años de edad, sin embargo realmente fue a los ocho pues su padre falsificó los datos para que ingresara al Instituto Ringgold, lugar donde hasta beisbol y basquetbol practicó, en este último demostró grandes cualidades; esto sin duda fue otra característica del destino.

Montana es considerado uno de los mejores quarterbacks de la historia y fue inducido al Salón de la Fama del Futbol Profesional en el 2000.

ACÁ TE DEJAMOS LOS MEJORES MOMENTOS DE MONTANA


NOTAS MÁS VISTAS