¿Fuera de lugar automatizado? FIFA y Wenger preparan revolución del futbol

La idea de incluir tecnología para los offside facilitaría la toma de decisiones a los árbitros y personal del VAR; podría estar en Qatar 2022.

El Mundial de Qatar 2022 podría contar con nueva tecnología. (Foto: Especial)

Editorial Mediotiempo

La implementación de la tecnología dentro del futbol poco a poco se vuelve mayor, pues ya se dio un paso enorme con la incorporación del Ojo de Halcón y el VAR, pero ahora vendría una nueva revolución: fueras de lugar automatizados.

Arsene Wenger, quien funge como director de desarrollo del fútbol mundial, acompañado de directivos de la FIFA, están preparando un megaproyecto donde buscarían automatizar la marcación de los fuera de lugar, hecho que podría facilitar su trabajo a los silbantes.

Qatar 2022 podría estrenar esta tecnología

Hablando ante los medios en París, Francia, Arsene Wenger reveló que el plan de automatizar los fueras de lugar está en progreso e incluso ya estarían solicitando los permisos necesarios para hacer pruebas de la nueva tecnología.

Es importante destacar que el proyecto comenzó formalmente por junio del 2020, donde se empezó el desarrollo y planeación del mismo; hoy en día todo estaría muy avanzado y con ayuda de la FIFA podría llegar a Qatar 2022, mundial de futbol que tendrá lugar en noviembre.

"Hay muchas posibilidades de que el fuera de juego se automatice en 2022. Estoy obligado a mantenerlo en secreto, pero será la próxima de las grandes evoluciones del arbitraje", dijo Wenger.

La tecnología que implementarían sería algo similar a lo que ya tiene el VAR pero con tomas más exactas y rápidas, mismas que detectarían si un jugador está adelantado y le daría una señal al árbitro, algo como el Ojo de Halcón, donde se buscará ahorrar tiempo con revisiones exhaustivas pero todo sobre un estudio y muchas pruebas.

De haber existido esta tecnología en el futbol actual, quizá se hubiera evitado la gran polémica de la Final de la Nations League, donde Kylian Mbappé anotó un gol controversial pues parecía en fuera de lugar; se dio una explicación del por qué se validó pero una situación así ameritaba una prueba de la nueva tecnología de FIFA y Wenger.


NOTAS MÁS VISTAS