Mourinho dejó el Inter para fichar por otro club después de ganar la Champions de 2010

El estratega portugués señaló que tras ganarle al Bayern Munich en la Final tomó la determinación de no regresar a Milán para firmar con el Real Madrid.

Mourinho

Editorial Mediotiempo

José Mourinho lideraba a un Inter de Milán temido en Italia y Europa. La escuadra del portugués logró llevarse la Champions League de 2010, la Copa y el Scudetto. Aquel equipo pintaba para marcar época, sin embargo, el entrenador decidió abandonar a los Nerazzurri después de eliminar al Barcelona en las Semifinales de la Liga de Campeones

Mourinho tenía como objetivo ganar las tres grandes ligas del momento (en Inglaterra, España e Italia) y solo le faltaba LaLiga, por lo que, tras ganarle al Bayern Munich en la Final, decidió no regresar con sus pupilos a Milán, ya que esto lo llevaría a volver a rechazar al Real Madrid. 


"Si hubiera regresado a Milán tras la Final del Santiago Bernabéu, con los aficionados coreando mi nombre, quizás no me habría ido del Inter. Yo todavía no había firmado con el Madrid", comentó Mourinho en una entrevista con La Gazzetta dello Sport.
Yo quería ir al Madrid. Ya me querían desde el año anterior, se lo propuse al presidente Massimo Moratti, pero él me convenció para quedarme. Y al Madrid ya le había dicho que no cuando estaba en el Chelsea. No le puedes decir que no tres veces al Madrid”, agregó el portugués. 

"Fui más feliz en Milán" 

En su etapa con el Real Madrid (2010-2013) Mourinho llevó al conjunto Merengue a ganar una Liga, una Copa del Rey y una Supercopa de España. Sin embargo, el gran objetivo, la Champions, nunca lo consiguió al frente de los Blancos, a quienes solo llevó a tres Semifinales. 


Pese a que logró su objetivo de ganar la Liga y así presumir haber sido ganador de los tres campeonatos locales de Inglaterra, España e Italia, Mourinho aseguró que fue más feliz en el Inter que en el Real Madrid. 

“La decisión la tomé después de la segunda Semifinal con el Barcelona, porque sabía que íbamos a ganar la Champions. A Moratti se lo había hecho entender. Las palabras no eran necesarias, se notó por cómo nos abrazamos en el campo tras la final de Madrid. Moratti me dijo ‘después de esto tienes derecho a irte’. Era el derecho a hacer lo que quería, pero a estar feliz. De hecho, estuve más feliz en Milán que en Madrid”, afirmó el técnico portugués.


NOTAS MÁS VISTAS