Desde el Ángel

La metamorfosis en Tigres; otro por el que pregunta Rayados

Miguel Ángel Arizpe

¿Qué está pasando en Tigres? ¿Por qué este equipo está sufriendo una metamorfosis en el terreno que, yéndonos a la época de estudiante, nos recuerda a la afamada novela del alemán Franz Kafka?

(Importante aclaración: La metamorfosis es una transformación irreversible, un fenómeno que ocurre en la naturaleza de ciertos animales. La vemos en algunos como la libélula, la mariposa y las ranas. Es un cambio drástico y que no tiene reversa en la vida).

Pero sigamos con la realidad felina y alejémonos de la cierta ficción que manejó Kafka en esa corta, pero a la vez bella novela de la segunda década del Siglo 20.

Arriba, en la dirigencia, le trajeron al cuerpo técnico a jugadores de calidad, como Thauvin, Córdova, Vigón y Angulo, los cuatro de calidad. Se le ha cumplido en todo. Siendo sinceros, sin queja.

Se han conseguido patrocinadores importantes, se han llegado acuerdos con firmas poderosas que dejan dinero; se paga muy bien y a tiempo en el equipo, llegando a la conclusión que el problema no está arriba, pero…

¿Qué le pasa al equipo? 

¿Por qué de mes y medio para acá —aclarando eso, de mes y medio para acá— todo se le salió de control?

¿Por qué vemos esas indisciplinas, pleitos, corajes, desatenciones, goleadas, errores graves de no ver el reglamento, de introducir objetos extraños a la cancha, de suspensión a su portero y ahora investigación al mismo Nahuel por insultos y acusaciones al cuerpo arbitral?

¿Por qué metieron Nahuel y al Diente un objeto raro a la cancha y que a toda costa trataban de ocultar, como si fuera algo prohibido y penado por la ley?

¿Qué le pasa a estos Tigres que si bien mostraron garra y pasión en 40 minutos, fuera de eso dejaron mucho qué desear?

¿Qué pasa en Tigres que el técnico se ha vuelto amigo de los jugadores y estos, faltos de madurez, no supieron manejar esa buena libertad que Miguel les quiso dar?

¿Qué pasa en el equipo que los jugadores pidieron que ya no hubiera tanta disciplina, comenzando con ya no ir hasta Zuazua, lo cual Miguel les concedió y el orden desapareció?

¿Qué pasa en Tigres que hay jugadores que se han encarado y mentado la madre con Miguel, como sucedió en el juego de Ida ante el Atlas, cuando Thauvin se la recodó a Herrera y Herrera se la regresó bien y bonito en pleno juego, esto unos segundos después de caer el 3-0 anotado por Julián Quiñones en el Jalisco? Sí, fue en la cancha enfrente de todos. Se mentaron la madre uno a otro.

¿Qué pasa con estos Tigres que sí tiene líderes, claro, como pocos equipos, pero que desgraciadamente un André solo se cuadra con Nahuel y un Nahuel con André?

¿Qué pasa con algunos jugadores que no logran cuadrar con los demás, se pelean entre sí y piden a gritos (silenciosos) su salida?

Pudiera seguir con muchos cuestionamientos que nos han arrojado estos Tigres, que pueden darle mucho a su afición, momentos de emoción y pasión, pero de seguridad en su futbol ni hablamos.

Tigres ya está eliminado, ya está de vacaciones y es fecha que se sigue hablando del reglamento que no supieron verlo, de la alineación indebida, de los responsables de ese enorme error, de la suspensión de Nahuel, de la investigación que le abrieron… y eso que ya están de vacaciones.

Con todo respeto, y con el perdón que usted me merece, querido lector, pero Tigres está hecho un verdadero “congal”.

“Sí, no te lo puedo negar. Estamos en un momento de mucho desmadre y desorden. Lo de Miguel y de Nahuel hace mal. No podemos tener esos problemas.

“No puedo decirte que estamos ansiosos de comenzar el otro torneo, porque será el de más presión.

O somos campeones o esto se rompe. Ya sabemos que la tercera es la vencida. Estamos obligados al título. Ya el futbol de tribuna no será lo más importante para nosotros”.

Mi Judas Tigre no está nada alejado de la verdad y de la realidad.

Tigres, en verdad, está en su momento de desorden más grande de mucho tiempo.

Si bien el maestro Kafka nos narró la historia de la transformación de “Gregorio Samsa” en un monstruoso insecto, algo que ya no tuvo reversa, en Tigres sí podría tener “arreglo” esta metamorfosis que está sufriendo.

PD: Muy complicada, pero tiene arreglo.

Rayados lo busca

Ayer les mostré toda la radiografía de Rayados, desde los que quiere Vucetich, hasta con quien no contará, la situación de algunos jugadores y rematé dándoles el nombre de Martín Ojeda, argentino de Godoy Cruz, por quien pidieron 5 millones de dólares, pero… mmmh, no parece que vendrá.

Pues hoy les tengo otro nombre que ya preguntaron por él.

Les informo que La Pandilla ya sondeó al también argentino Luca Nicolás Orellano, extremo derecho de Vélez, joven de 22 años y que le gusta a la dirigencia.

Mi Judas Ché, desde el Cono Sur, me dijo que ya preguntaron por él, que aún no se habla del precio, pero que les agrada también, porque reúne las características del jugador que quiere en Rayados: joven, con talento, que sea para el equipo y no como negocio para vender.

“Ya se quieren fincar bases, por eso se quiere ese corte de jugadores y no ya de mucha edad”, me dijo ahora mi Judas Pandi, quien me confirmó lo que el Ché me había contado dos horas antes.

El problema es que Vuce lo que quiere es un corte de jugador maduro, con experiencia y que dé resultados ya, a corto plazo, pues el DT sabe que o da títulos… ciao ciao pronto.

PD: ¿Ahora entienden por qué no han llegado aún los refuerzos?

Posdata

Mañana y pasado, a reserva que suceda algo extraordinario, les contaré los temas actuales y calientitos que les tengo de América y Cruz Azul.

PD: Beso francés.

PD 2: Los quiero.