Sin acelerar, Cruz Azul divide puntos con Tigres previo a la fecha doble

Si bien el marcador terminó con un gol por bando, los celestes no anotaron esta noche debido al autogol de Hugo Ayala.

Cruz Azul y Tigres dividieron unidades tras igualar 1-1 (Imago7)

Abigail Parra

La Máquina no acelera para entrar a la recta final del Apertura 2021. Cruz Azul estaba obligado a ganar esta noche para seguir de manera fuerte con sus aspiraciones de ocupar uno de los cuatro lugares privilegiados en la clasificación; sin embargo, Tigres le hizo una mala noche y terminaron empatando 1-1.

Una división de puntos que ayuda a los celestes, pero que empuja más a los de la UANL, pues ellos escalan al quinto lugar superando a León, mientras la escuadra de Juan Reynoso se queda tal y como llegó al Azteca, en el séptimo peldaño.

Con el regreso de André-Pierre Gignac a la titularidad de Tigres, el juego se tornó atractivo toda vez que la defensa cementera ahora tendría la labor de detener al francés. Trabajo que le costó a la zaga e incluso padecieron por varios lapsos del partido la superioridad del francés que los sobrepasa en los duelos de velocidad.

El juego tuvo un inicio atractivo y emocionante con las constantes llegadas de ambas ofensivas, los celestes representando mayor peligro, pero sin contundencia. Así se formuló una jugada que obligó a los felinos a retrasar líneas, ahí, Cruz Azul y encontró uno de los mejores obsequios que puede tener un equipo: un autogol.

Hugo Ayala rebanó un esférico que previamente había sido definido por Jonathan Rodríguez desde fuera del área, en el afán del zaguero por desviar la pelota, terminó clavándola en propia portería en una acción imposible para Nahuel Guzmán.

La felicidad le duró poco a Reynoso y compañía, pues tres minutos después, Gignac aniquiló a toda una barrera azul y a Jesús Corona en el fondo con un gran cobro de tiro libre que pegó en el travesaño y acabó en el fondo de las redes.

El frío se apoderó del Coloso de Santa Úrsula desde tribunas hasta la cancha, pues el partido cayó dejando solo una estampa en la recta final del primer tiempo de la gran ataja de Corona a un disparo dentro del área por parte de Gignac.

Tras la charla del medio tiempo, las dos escuadras salieron con el mismo objetivo: un gol para sentenciar la victoria. La idea era clara, Gignac, Santiago Giménez, Jonathan Rodríguez podrían ser los ejecutores, o cualquier otro.

Nada sucedió, Jona tuvo una oportunidad clara con un servicio de Orbelín Pineda que desfiló frente a la meta de Guzmán, pero el uruguayo no conectó. El mismo seleccionado mexicano intentó con un disparo, tampoco tuvo fortuna y la mandó a un costado de la portería.

Conformismo 

Al minuto 70’, los cambios empezaron a ejecutarse por parte de Reynoso. Giménez salió para darle juego a Bryan Angulo, 10 minutos después, el peruano cerró y se conformó con el punto enviando al campo a Alexis Peña y Juan Escobar, el paraguayo significó un quinto defensa.

Por su parte, Miguel Herrera sacó a Leo Fernández por Nicolás López, también Gignac abandonó el campo por Carlos González, ninguno de los dos ofensivos le pudo hacer honor a su posición.

Cruz Azul y Tigres decidieron tomar una unidad para cada causa. Ahora, los celestes se encaminan a una fecha doble con dos visitas a Guadalajara: Atlas y Chivas, para después enfrentar el Clásico Joven ante América. La suma es obligada y no con empates, sino triunfos que le ayuden a seguir siendo candidato a uno de los pases directos a Liguilla por su juego y no solo por ser el campeón defensor.


NOTAS MÁS VISTAS