Deportes Inc.

MLS vs. Liga MX

Michel Richaud

El inicio de los octavos de final de la Concacaf Champions League nos trae una nueva versión de la rivalidad y las comparaciones entre la Liga MX y la MLS. Mientras que en el terreno de juego los equipos mexicanos han demostrado una abrumadora superioridad, fuera del rectángulo verde los equipos de la MLS han logrado un enorme crecimiento.

En México, no es secreto que la Liga Mx y el Ascenso Mx sufren por la inestabilidad de sus clubes. La máxima evidencia se refleja con unos datos muy simples. El ciclo futbolístico 2019 – 2020 inició con 19 clubes en la máxima categoría y 14 clubes en la categoría de plata. Este mismo ciclo culminará con tres equipos menos (Tiburones Rojos del Veracruz, Loros de Colima y Potros de la UAEM), es decir el 10% de los clubes fueron desafilados a medio camino.

En Estados Unidos el panorama es otro, de cara a la temporada 2020 habrá dos nuevas franquicias. Nashville SC e Inter Miami llevarán a 26 los clubes en la MLS. Pero más importante aún, en este 2020 se firmó un Acuerdo Colectivo de Trabajo (ACT) entre la MLS y la Asociación de Jugadores de la MLS en donde se alinean las estrategias prioritarias hasta la temporada 2024.

Recientemente, la Asociación Mexicana de Futbolistas ha luchado, desde una débil trinchera, por los derechos de los jugadores. La realidad es que el progreso que se ha logrado es minúsculo comparado con la fortaleza del acuerdo firmado entre jugadores y franquicias de la MLS. Para dimensionar la fortaleza del acuerdo, si no se lograba firmar antes del inicio de temporada, los jugadores simple y sencillamente no se presentarían a trabajar. En México, la Asociación Mexicana de Futbolistas no tiene este poder, y los pocos avances que se han logrado han sido por que la Liga Mx les ha permitido tener un lugar en la mesa gracias a la presión mediática de ciertos casos.

El nuevo ACT de la MLS incluye iniciativas muy interesantes. Por ejemplo, se aumentó el salario mínimo de los jugadores y a partir de 2023 los jugadores tendrán un pedazo del pastel generado por los derechos de transmisión negociados por la MLS y las televisoras. Asimismo, el acuerdo incentiva a los clubes a contratar jugadores jóvenes de calidad mundial. Poco a poco quitando el estigma de que a la MLS solo van jugadores estrella en el ocaso de sus carreras.

Desde que se instituyó el nuevo formato de la Concachampions en 2008, han habido 11 torneos y 11 campeones mexicanos. Seguramente en 2020 tendremos otro campeón mexicano. Pero la MLS tiene algo que la Liga Mx no tiene y tanto anhela: estabilidad y crecimiento.

Para conocer más sobre los negocios del futbol y otros deportes, visita Deportes Inc.